miércoles, 2 de febrero de 2011

Vacío

Intento no pensar en los problemas que me acechan en cada esquina, a mí y al resto de los mortales, tales como la falta de trabajo, el no poder estirar más el dinero y seguir teniendo que pagar cosas. Aún así sólo me sale un batiburrillo de sentimientos que, desde hace ya un buen tiempo me impide escribir algo coherente.

No puedo estar sola ni tampoco acompañada, ni en silencio ni con ruido, ni durmiendo ni despierta, esto empieza a ser una locura de la que no puedo salir ni sé cómo. Escucho palabras, que deberían darme aliento, y me desacreditan, me insultan y me patean y ¿lo que provocan en mí es una indiferencia total? No, lo que provocan es que me hunda cada día más, que no quiera ni por un momento parar de correr dejando todo atrás, si no fuera por una persona, esa persona que aguanta desde lágrimas a gritos, pasando por la apatía y los nervios, las noches sin dormir y las madrugadas en vela, las mañanas durmiendo y las tardes agotada.

Lo siento, sé que no te gusta, sé que estás aquí, pero no puedo evitar sentirme así, no quiero decir sola porque no lo estoy, pero me veo obligada a dejar mi sonrisa a un lado, y dar la cara, TE QUIERO, como no he querido nunca a nadie y no soporto hacerte tanto daño. GRACIAS por estar a mi lado. Ojalá la playa y sus aguas estén más cerca este fin de semana

1 comentario:

Elba Sáez dijo...

me gusta mucho el blog!!

http://elbasaez.blogspot.com/
http://beyourselfp.blogspot.com/